Columnas Titulares

CAMBIAN A PROFESIONISTAS TAMAULIPECOS, POR GENTE DE OTROS ESTADOS

CUADRANTE POLÍTICO

POR  FERNANDO ACUÑA PIÑEIRO

CAMBIAN A PROFESIONISTAS TAMAULIPECOS, POR GENTE DE OTROS ESTADOS

Cuando los profesionistas tamaulipecos, escucharon la palabra cambio, nunca pensaron que los cambiarían por funcionarios de otras partes  del país.

Aquí, las mayorías votaron   el  cinco de julio del 2016, a favor de una transformación social. Pero, hasta ahora, lo único que  han constatado, es la mudanza en las contrataciones  de alto nivel  jerárquico: el ochenta por ciento, de los  nuevos puestos,  son ocupados por gente ajena a Tamaulipas.

De inmediato  se notó  la diferencia, pues  lo primero que hizo  la actual administración panista, fue excluir a sus paisanos de  los cargos más relevantes,  integrando   su  estructura  burocrática  de   primero  y segundo nivel con  gente  que viene de otras entidades de la república.

De tal suerte, que a los profesionistas que votaron a favor de los vientos, les dieron su cambio, pero al revés.

De todo hay en los cargos estratégicos: de Texas, de Nuevo León, de San Luis,  Sonora, de la CDMX, de Chiapas, de Michoacán. Los de Tamaulipas fueron enviados, hasta el último lugar  de la fila.

La  Secretaria  de  Salud, Gloria Molina, (de Chiapas para variar), acaba de nombrar como nuevo titular  del Seguro Popular  en el estado, al michoacano Yorvic Ramírez  Vázquez, (este nombre  de Yorvic o yorvich,  lo recuerdo en la historieta de Kalimán  contra el Conde Bartok y su ayudante, el jorobado Yorvick). Pero en fin, lo que, resulta todavía más  cuestionable,  es que  dicha persona,  ha sido señalada en su tierra natal, por cometer actos  de corrupción. Se habla de que, hizo negocio con sus laboratorios, aprovechando su puesto en Salud.

Los más altos cargos  de la función pública, están en manos de gente foránea, que  fue  reclutada  de otros estados del país, y del  sur  de Texas, a costa  de desairar  el talento y la preparación   de  profesionistas  tamaulipecos, que siguen desempleados, porque su propio gobierno estatal,  los discrimina y   no se les brinda  una oportunidad.

Uno de  los que encabezan la lista  de “cerebritos”,  es el doctor  Julio Pimienta Prieto,  egresado  del  Instituto  Superior  Pedagógico  de la  Habana. Este asesor  del  Secretario de Educación Héctor Escobar,  se inserta dentro de las  estrategias  globales  de la educación, que  nos impone  el Fondo  Monetario  Internacional, y que desprecian la búsqueda  del conocimiento,  establecidas  por las escuelas  constructivistas  de Jean Piaget  y de Lev  Vygotsky.

Como todos sabemos  ya,   en Tamaulipas, Julio  Pimienta, está impulsando el sistema educativo de las competencias, mismo que pone en primer lugar  de la  formación escolar, las técnicas utilizadas por el educando  y su comportamiento: responsabilidad, eficiencia, iniciativa, trabajo en grupo, y adaptabilidad a las circunstancias cambiantes, es decir, todas las características  que exige el libre mercado  y la economía neoliberal.

En síntesis, lo que Julio Pimienta va a impulsar, en todos estos  años, desde su posición estratégica,  en la educación de  Tamaulipas, será ciudadanos preparados para ensamblarse  al sistema  de producción industrial, pero no  una sociedad  de postura crítica y analítica, con el conocimiento de lo que constituye su realidad.

En materia de constructivismo pedagógico, se busca que el alumno, enriquezca su experiencia,  a través  de sus errores, y de esa manera perfeccione el conocimiento. Pero, en la educación de competencias, propuesta por  Julio Pimienta, el avance en la adquisición de conocimientos, no es tan importante, como el resultado final, similar  al de una empresa maquiladora.

De tal  suerte que, la deshumanización  del individuo y de la sociedad,  está en marcha. Con todo esto, lo  que están haciendo, no es otra cosa, que sepultar  disciplinas pensantes  y de reflexión, como la filosofía, la sociología y la historia.

En cambio,  les dan primacía a materias como el inglés, y las tecnologías  de la información y la comunicación, que obviamente son relevantes, como medio, para tornar más eficiente el análisis,  pero no como un fin en sí mismas.

Es muy lamentable que, el señor Pimienta Prieto que acaba de  fugarse  de una sociedad forjada  en los valores  de libertad  y humanismo, planteados por la revolución cubana,  hoy esté  aquí  en Tamaulipas, blandiendo el látigo de capataz  pedagógico.

Porque finalmente, a eso se reduce su  papel, en la actual  estructura de la educación Oficial: espolear  el proceso  capitalista, desde  la misma lactancia.

Y es que, para  la plutocracia  mexicana, no es conveniente que, los individuos adquieran una formación crítica en las aulas, sino que se  preparen en las técnicas que exige el librito del éxito capitalista: carreras  de inglés  y computación, entre otras.

La plusvalía pedagógica del biberón.

El cuestionamiento  hacia  quienes  deciden  los cargos  de dirección, en el gobierno estatal, es el siguiente:

¿si ustedes  llegaron al poder, por el voto masivo de los tamaulipecos,  porque  ahora, están dándole  los mejores  empleos  en la  alta burocracia,  a gente de otras entidades  federativas?

¿Es que acaso, no confían en el talento y la capacidad de los  profesionistas  originarios  de nuestro estado?