Columnas Titulares

Detienen al abogado Juan Fernando Miranda Macías.

Colapsado el estado del derecho, surge indignación social

  • Existen indicios de que si no se reestablece el Estado de Derecho, la justicia ejercida por la sociedad seguirá.
  • Detienen al abogado Juan Fernando Miranda Macías.

Cada día que pasa, surgen más ejemplos de que la ira y la indignación popular contenida, ya encontró válvulas de escape ante la impunidad galopante y autoridades coludidas e inoperantes que lejos de proteger a la sociedad, se muestran sumisas ante quienes infringen la ley.

agustinbanner

Ejemplos hay muchos en donde la sociedad, ante un gobierno pusilánime e inoperante ha abierto válvulas porque ya es inaguantable la impunidad han tomado la justicia con sus propias manos.

Si antes ocurrieron linchamientos de violadores, como el ocurrido el 7 de junio en Nuevo Laredo, Tamaulipas, en donde un sujeto fue asesinado a golpes por una multitud, después de que supuestamente raptó y violó a una menor de edad en el poniente de la ciudad.

En la misma, se escucha cómo Los hechos, difundidos en video, ocurrieron en el 808 de bulevar Rea, de la colonia Reservas Territoriales, muestran cómo un grupo de hombres y mujeres propinan golpes y patadas a un hombre tendido sobre el piso, con el rostro ensangrentado.

El agredido y sospechoso de esta violación, fue enviado al Hospital General alrededor de las 2 de la mañana, donde murió seis horas después a causa de los golpes recibidos por la multitud.

thumbnail_injusticia

Este caso el cual no se puede considerar aislado, siguió como parte de una acción en donde la propia sociedad, ante la inacción de las autoridades, ha abierto válvulas de escape ante la intensa presión social contenida.

Luego conoceríamos más casos en diversas partes del territorio nacional, en donde la psicología y la sociología definen esto hechos como primitivos o de barbarie, pero que en realidad, reflejan a una sociedad cansada de la injusticia y de la impunidad existente.

Porque esta misma sociedad, han recibido puñalada tras puñalada, en donde los infractores de la ley, gozan de todas las canonjías y a los ciudadanos, se le aplica la ley de manera rápida y expedita para castigar sus justas demandas, sobreviniendo la indignación y la ira.

Uno de los casos que más ha llamado la atención, fue el asesinato de cuatro asaltantes de los pasajeros de un autobús en la Carretera México-Toluca, en donde un hombre hizo justicia y mató a quienes recién habían robado sus pertenencias.

Por eso, la reacción natural, crece cada día más, al documentarse otro caso muy parecido en donde un pasajero que quiso ser asaltado, cuando iba a bordo del transporte público en el área conurbada de la Ciudad de México, asesinó a dos asaltantes.

 Y cada día que pasa, surgen más y más situaciones como la recién ocurrida en Irapuato en donde, luego de que dos sujetos despojaron de 21 mil pesos a un repartidor de mariscos, un  testigo, junto a la víctima, los persiguió y le dio dos balazos en pleno rostro a uno de los asaltantes.

Podrían enumerarse esos y muchos casos más, que ante la inercia de las autoridades que tienen la obligación de cuidar al ciudadano, se convierten en meras figuras decorativas, sordas, ciegas y mudas, mientras los grupos vulnerables son agredidos en sus personas y bienes, de manera impune.

Esta indignación creció, luego de que las autoridades desplegaron un impresionante operativo para tratar de localizarlo y fincarles responsabilidades por esta acción.

La pregunta que todo mundo se hace, ¿Por qué despliegan esa cacería en contra del justiciero anónimo y no lo hicieron para evitar este tipo de delitos?

Con esta situación, observamos que el Estado de Derecho se está colapsando, al grado de que la justicia la están tomando los propios ciudadanos, ante la inoperancia de las autoridades, lo cual es muy grave y refleja la crisis que padecemos en todos los sentidos.

Detienen al abogado Juan Fernando Miranda Macías.

El pleito legal que envuelve a Carlos Canturrosas Villarreal y al abogado neolaredenses, Juan Fernando Miranda Macías, amenaza adquirir tintes de altas proporciones, ya que el segundo fue detenido la mañana del lunes 7 de noviembre, cumplimentando una orden de aprehensión, por agentes ministeriales.

thumbnail_ccr1

De acuerdo al respaldo legal, a Miranda Macías se le acusa de uso indebido de atribuciones y facultades, de acuerdo artículo 222, Fracción I y II, sancionado por el artículo 223 fracción segunda del Código Penal.

Pese al enorme aparataje mediático que este hecho causó, muchos aseguran que esto es poco, de lo que se espera, porque la revirada que dé el abogado ahora detenido, puede ser de pronósticos reservados.

Miranda, exsecretario del Ayuntamiento y también notario, fue de los pocos que se atrevió a defender a aquellos trabajadores despedidos por la administración de Canturrosas e hizo quedar en ridículo a toda una batería de abogados pagados por su gobierno, esto nos hace pensar que los más intenso, está por venir.

Por hoy fue todo, para cualquier aportación de ideas, aclaración o dudas, dirigirse al correo electrónico librealbedrio57@gmail.com