Columnas

El Mante y la zona de Confort del Presidente Municipal Francisco Leal

EL COLUMNISTA

Por: Ramón Escalante

El Mante y la zona de Confort del Presidente Municipal Francisco Leal

Conocí hace algunos años atrás aún Gerente General del Ingenio Mante Juan Francisco Leal Guerra, al que podría llamar audazmente un apaga fuegos, cada que ocurría una situación que ponía en riesgo a la empresa azucarera, pronto el aquel entonces representante del Ingenio corría a solucionar el problema, así fuera con los obreros, cañeros o medios de comunicación que al darse cuenta de las grandes deficiencias de la empresa, trataba a toda costa de solucionar el problema y poner en marcha la producción, que esta jamás parara por algún problema.

En ese entonces Leal Guerra, era más joven un hombre fuerte y pensante, que sacaba brillo, hasta de los zapatos más viejos, los ponía a caminar.

Unos años más tarde un viejo amigo me da la noticia que acaban de nombrar a Juan Francisco Leal Guerra Candidato del PAN por la Alcaldía del Mante, la noticia de entrada me sorprendió, pues aquel hombre que conocí, no entendía nada de política, para acabar pronto sabia de ella, lo que yo conocía de la industria azucarera, pero confíe en que su paciencia y forma de escuchar lo cual lo podía llevar a manejar los rumbos políticos del Mante por buen camino como Presidente Municipal; el recorrido no era del todo sencillo, primero había que ganarle al Partido incrustado en el poder, al Revolucionario Institucional, los vientos del cambio lo lograron en Tamaulipas y con ello Juan Francisco Leal Guerra se convertía en Presidente Municipal de la ciudad más dulce, el Mante.

El grupo que lo llevaría al poder en esos días se veía, fuerte y sólido, como todo metal de fierro forjado, nunca falta el óxido en su materia.

Mi pronóstico aún destacado comunicador y encuestador en esos días de gloria panista fue de algunos meses antes de que llegara el divisionismo entre el Alcalde Juan Francisco Leal Guerra y los grupos de poder que lo apoyaron; la verdad me equivoqué en mi pronóstico, no tardó ni unas semanas en que se presentarán las primeras fricciones, el Diputado Local Clemente Gómez Jiménez fue el primero en marcar su sana distancia, posteriormente vino una de las piezas del ajedrez Eliseo Trejo destacado operador político de los vientos del Cambio, hoy pieza fundamental en la Secretaria General y de quién se dice tuvo una discusión muy fuerte con el Alcalde Leal Guerra, que incluso llegó a las palabras y amenazas, así mismo Mateo Vázquez Ontiveros Presidente del Grupo más fuerte “Todos Unidos por un Nuevo Mante”, Presidente Municipal suplente y quién a pesar de seguir apoyando a Leal Guerra, no tarda en romper el hilo más delgado, en mi opinión la delgada línea del poder está en sus manos, si se va Mateo Vázquez al Presidente Municipal Francisco Leal la situación de le pone color de rosa, se quedaría solo con una plantilla de trabajadores, que en mi opinión no le ayudan en mucho.

La zona de Confort en la que se encuentra el Alcalde del Mante Juan Francisco Leal Guerra, en síntesis depende de un hilo muy delgado que tiene nombre y apellido, Mateo Vázquez Ontiveros, es el hombre que puede seguir siendo el gran aliado de Leal Guerra, claro si este aprende a escuchar y atender las sugerencias de los hombres que lo llevaron al poder.

El poder valga la redundancia en la mayoría, enferma, agoniza a muchos como si fuese la gripe aviar, va contaminando todo a su paso, pudre y se pierde el equilibrio.

El Alcalde Leal Guerra no escucha, no razona, trata de manejar la administración pública como si fuera la industria azucarera, lugar donde la política no entra y podría mandar a medio mundo a la fregada, en pocas palabras perece perder el rumbo político, el cual tiene fecha en el 2018 para Acción Nacional.

Recibió una administración con una cuenta pública aprobada hasta el mes de diciembre, con recursos de ingreso mensual superior a los 10 millones de pesos, un pasivo muy reducido en comparación a otros municipios, que fueron entregados endeudados por sus ex Alcaldes.

Leal Guerra no puede darse el lujo de decir que está viendo cuanto recibirá de presupuesto, si este le fue entregado desde el pasado 5 de Octubre para gasto corriente y el próximo fin de mes aterriza el Federal, las obras y el avance de la administración debe de continuar.

Se habla ya de problemas con el sueldo de los regidores, adeudos a proveedores en los primeros días, una nómina inflada, poca atención en la secretaria particular, desconocimiento del mismo, una Alcaldía de puertas cerradas.

El nuevo Robocop del Mante toma la forma de Juan Francisco Leal Guerra, su armadura impenetrable para el parece funcionar, si yo fuese su jefe de imagen le diría que está mal, las campañas han quedado atrás y los tiempos se hacer política se aproximan y no son precisamente alejando a la prensa de la Presidencia Municipal, el cuarto poder puede quedar fuera si el lo quiere así, pero todo ve, escucha y plasma.

Enemigo de la prensa jamás dijo un político, son el medio para llegar a buen puerto.

Facebook: Escalante Noticias