Columnas Titulares

Enrique Rivas y la purga de traidores

*        La respuesta de CCR no se hizo esperar y mandó a Jorge Valdez con su grupo de choque a tomar por asalto la COMAPA.

*       Reclaman priistas abandono del CEN de su partido

Aunque tarde, el presidente municipal de Nuevo Laredo, Enrique Rivas Cuéllar, inició una urgente purga de traidores, que cobraban como funcionarios de los impuestos que usted y yo pagamos, para darle patadas al pesebre y despotricar contra su jefe formal, mientras que le rendían pleitesía a su ídolo de barro, Carlos Canturosas Villarreal.

Desde hace varios meses, utilizando una estrategia de aguas sucias, personajes que vivieron como parásitos y se enriquecieron a base de tranzas y simulaciones que les permitió el exalcalde, porque soñaban con hacerlo regresar, pero no lo que se llevó, sino para volver a tener a su disposición el “botín” que para ellos representan los más de 3 mil millones de pesos anuales.

Utilizando su cercanía con el jefe de la comuna, algunos de estos traidores, además de ser trolls y bots, que tenían como función principal el descalificar el trabajo realizado por el actual alcalde, utilizaron una estrategia carroñera para ensalzar la imagen de quien ya se fue, pero hinchado de billetes, en una de las administración más corruptas de la historia de Nuevo Laredo.

Aun cuando a Rivas Cuéllar, voces muy cercanas de su amigos que realmente lo estiman y otras muy lejanas, le habían advertido de una caterva de traidores, que le fueron incrustados en su administración a chaleco, que escondidas entre la tenebra de la más ruín escuela, tenían la encomienda de hacerle una campaña de desprestigio desde sus respectivos puestos y montándole a los ciudadanos al presidente municipal, presentándolo como insensible y codo.

Pero como dice un dicho, nunca es tarde para rectificar, empezó su labor de purga, dándoles intensas patadas en salva sea la parte a sujetos, que se creían bordados a mano y desde ahí, lanzaban dardos venenosos contra Rivas.

La idea era muy sencilla, que la actual administración hiciera agua, generando una pésima percepción ciudadana, pero en contraparte a la “guerra sucia” contra el presidente municipal, estos émulos de Maquiavelo y Fouché, tenían la esperanza de que resurgiera la figura de su verdadero jefe, para que aunque es uno de los apestados del régimen cabecista, venderse como el único que podría sacar a flote el proyecto panista.

De ese tamaño estaba la intriga en el palacio, al grado de que los días que tardó en actuar Rivas, empezó a crecer este problema, cual bola de nieve que amenazaba seriamente sus aspiraciones de reelección natural.

Por lo que ya no lo pensó dos veces y agarró la guadaña para cortar las cabezas de este monstruo que amenazaba arrastrarlo hacia el abismo.

Por lo pronto, Álvaro Morales García, ahora exdirector del Centro de Atención Ciudadana CIAC, e incondicional de Carlos Canturosas, fue uno de los despedidos y de inmediato, pero ya como enemigo empezó a soltar su veneno en contra de Enrique Rivas y su administración.

Para muchos, ya están plenamente identificados quienes por la espalda, están asestando puñaladas traperas al alcalde, en una guerra sucia de grandes dimensiones y que tendrán que irse a formarse en la fila de batalla que realmente les corresponde.

La respuesta de CCR no se hizo esperar y mandó a Jorge Valdez con su grupo de choque tratar de tomar por asalto la COMAPA

Obviamente, toda acción, provoca una reacción y de inmediato, Canturosas, utilizando a su alter ego, Jorge Valdez Vargas, al frente de un pequeño grupo de personas, trató de tomar por asalto las oficinas de la COMAPA.

Este escenario de protestas rayando en la violencia y encabezadas por el exdiputado local perredista, júrelo que será el pan de todos los días, porque los coletazos del canturosismo, al sentirse herido de muerte, desde el momento en que le están cercenando sus tentáculos, será de pronósticos reservados.

Porque no crea usted que Jorge Valdez actúa de de mutuo propio en defensa de la gente más vulnerable, como ya lo conocemos, siempre responde a las consignas que le dicta su “patrón” Canturosas y estas acciones, tienen como fin enturbiar la situación con miras al inminente proceso electoral del año 2018.

Porque es muy obvio, se ve hasta en la obscuridad la mano fluorescente y macabra que está meciendo la cuna.

Reclaman priistas abandono del CEN de su partido

Pasando a otro tema, resultó muy candente la reunión que sostuvieron los priistas tamaulipecos, con los enviados del Comité Ejecutivo Nacional de su partido, porque les reclamaron el abandono en que han sumido a ese instituto político.

Por lo pronto, ya muy encabritados, lo poco que queda de la militancia tricolor, tronaron con la dirigencia nacional y prácticamente les exigieron a los representantes, la designación del nuevo delegado en Tamaulipas.

Es más, hasta ultimátum les dieron a José Murat, a Diva Gastelum y al Secretario de Organización del CEN del PRI, para que en una semana, resuelvan esa exigencia.

Javier Villarreal Terán, quien abandonó el barco tricolor momentáneamente, para incorporarse a las filas de MORENA, como cordero que regresa a su redil, se le vio en esta reunión y juró que ya no lo volverá a dejar el partido de sus amores.

Veremos quienes de los suspirantes, acapararán mayores aplausos y se colocarán en la plataforma de lanzamiento del nuevo liderazgo priista, durante la asamblea que se realizará este sábado 1 de julio en Ciudad Victoria…se abren las apuestas.

Por hoy fue todo, para cualquier aportación de ideas, aclaración o dudas, dirigirse al correo electrónico librealbedrio57@gmail.com