Columnas

¡PERO QUE NECESIDAD…!

LA HORA DEL CIUDADANO / Víctor Contreras

¡PERO QUE NECESIDAD…!

Así versa una de las canciones de El Divo de Juárez Juan Gabriel.

Iba muy bien en su campaña de posicionamiento y penetración ante los electores tamaulipecos.

Según las recientes encuestas era o es el mejor posicionado, muy por encima de Baltazar Hinojosa.

Su equipo de trabajo estaba funcionando a la perfección.

El sábado pasado convivió y compartió el pan y la sal con algunos reporteros y periodistas de la localidad en uno de los  “mentideros” de moda, ubicado en el 11 Juárez.

Y todos los comensales estaban asombrados.

Los comentarios adversos, contrarios y disímbolos, el cuchicheo en voz bajita se centraron en las nuevas adquisiciones del Senador con licencia y hoy candidato panista a la gubernatura de Tamaulipas.

Si, con orgullo desmesurado El Panchito – y digo Panchito por aquí lo llaman sus seguidores y porque… ¡vaya que le han visto la cara..! y lo han sorprendido de manera tal que ha quedado como iluso—presentó  como uno de sus operadores políticos, como asesor general  al mal afamado trampolín de la política, Emiliano Fernández.

¿Pero, cómo? ¡¿Pero es que el Senador no sabe la historia?

Oriundo de Matamoros, formado en San Luis Potosí, militante priista, operador perredista, activista del Movimiento Ciudadano y hoy orondo panista, Emiliano Fernández fue la comidilla del fin de semana en los círculos políticos y cafetólogos, además de comenarios diversos y encontrados entre los analistas políticos.

Y uno de los comentarios acres y lapidarios de los pícaros que nunca falta era: ¡Tan bien que iba Panchito…!

Si bien es cierto que es válido que en campaña de este nivel y en estos momentos que se sumen cuantos operadores pudieran, pero no que se sumen trampolines que solo le hacen daño…

No faltó quien dijera el ex regidor priista, comerciante de ropa Miguel Manzur se incluyó a la campaña, argullendo que maneja y controla a todos los empresarios Tamaulipecos, pues fue presidente de la Coparmex.

Aunque, quien esto escribe, les guarda una personal y apreciada estimación a mi amigo Alfredo Peña, y al señor Carlos de Alejandro – quien por cierto tiene algún tiempo trabajando con el Senador desde el municipio de Reynosa y en Coret—los comentarios no se hicieron esperar y como dice el periodista Angel Vírgen Alvarado, “…mi pecho no es bodega…”.

Ya ven, los irónicos, sarcásticos comentarios de los irreverentes volaron como “como reguero de pólvora…”.

Más de alguno se preguntaron ¿Y estos Cuatro fantásticos quieren enterrar el senador?

Y por eso, hasta un comentario lapidario surgió entre los comensales: “Cuatro Pillos Incendiarios, hacen guardia a un ataúd, y en él se encuentra tendido el cadáver político cde un proyecto albiazul…”

La guardia de honor empezó, — Los 4 fantásticos- que tampoco pidieron licencia a su partido respetivo, se preparan para el cortejo fúnebre…

No sabrá  el candidato del PAN, Francisco Javier  García Cabeza de Vaca, ahora mejor conocido como “panchito” por su candidez, que sus ahora colaboradores, de los que se siente orgulloso, son gent del sistema, hombres públicos que toda la vida para “el PRISTEMA”…

La gente perversa y malévola del PRI los ha enviado a descarrilar la campaña.

Por eso, como dice la canción de Juan Gabriel:

¡¿Pero qué necesidad….!?

¡Tan bien que iba…!

No sé si felicitarlo o darle mi más sincero pésame…

Porque parece que es el inicio de una crónica de una derrota anunciada…

Y como decía el legendario Maestro, “el que no tenga en su casa una mesalina o un ca…ón, que saque su cartelón…”

Saludos desde este bello y mágico pueblo de tula, donde empieza y termina Tamaulipas… y donde también están remodelando el edificio de la Presidencia Municipal  y harán un pequeño corral y con una forrajera para que no le falte pastura al Güey que viene…

Porque como dice el dicho, “acá está caón sacar al buey, porque hasta el buey se han robado…”.

Mejor nos leemos mañana…