Tecnologia

Detallan presuntas operaciones ilegales de ‘Billy’ Álvarez en Cruz Azul

CIUDAD DE MÉXICO.- Operaciones financieras realizadas sin facultades legales, así como pagos a empresas fantasmas por cerca de 200 millones de pesos, realizados en complicidad con familiares y colaboradores, forman parte de las irregularidades cometidas por Guillermo “Billy” Álvarez Cuevas al frente de la Cooperativa La Cruz Azul.

La extesorera María Alejandra Velázquez Paredes y el exdirector de administración, Juan Manuel Briseño González, ofrecieron detalles de estos esquemas de operación, en el criterio de oportunidad presentado en la Ciudad de México el 2 de marzo de 2020.

Ante el Ministerio Público de la Fiscalía Central de Investigación para la Atención de Delitos Financieros, de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, explicaron que Álvarez Cuevas habría actuado sin facultades legales desde el año 2013 y pagado a empresas fantasma aproximadamente 200 millones de pesos.

“Instruía la realización de pagos a empresas fantasmas o factureras con recursos de la Cooperativa y en perjuicio de ésta y sus socios, haciendo aparecer operaciones o gastos inexistentes a través de un esquema de pago de facturas de supuestos servicios prestados a la Cooperativa y sus empresas cuando en realidad no había sido así”, detalló Velázquez Paredes.

De acuerdo con las investigaciones, la también imputada en las investigaciones, como tesorera de la Cooperativa Cruz Azul era la encargada de cuidar y administrar el flujo de efectivo de esta.

Detalló que, de acuerdo con la sentencia dictada dentro del expediente 85/2011 del Juzgado Undécimo de Distrito en Materia Civil de la Ciudad de México, desde el año 2013 las facultades de Álvarez Cuevas fueron declaradas contrarias a la Ley General de Sociedades Cooperativas.

Bajo el cobijo de familiares y colaboradores cercanos, quienes actuaban como miembros del Comité Directivo de la Cooperativa, Billy Álvarez se habría mantenido actuando como Director General, y citó como ejemplo a su hermano José Alfredo Álvarez Cuevas, director comercial y de Relaciones Públicas de la Cooperativa, y posteriormente director de Planeación Estratégica.

El cuñado de los Álvarez Cuevas, Víctor Manuel Garcés Rojo, quien se desempeñó como director jurídico; Miguel Eduardo Borrell Rodríguez, actual director Jurídico; Noé Calvo Morales, director de Recursos Humanos; Mario Sánchez Álvarez, ex contador general y actual coordinador financiero.

En este esquema de protección también participaron Benito Rodríguez Fayad, gerente de Cementos y Concretos Nacionales, y de CYCNA de Oriente; Rafael Jorge Zaldo Hernández, gerente de Impuestos; y Pablo Reséndiz García, gerente de Planta de Lagunas, en Oaxaca.

La extesorera Velázquez Paredes detalló que entre 2015 y 2019 se presentaron varias autorizaciones de pago “por fuertes cantidades de dinero”, ordenados directamente por Billy Álvarez Cuevas, sin el proceso interno para la autorización del gasto, para el pago servicios que no se realizaron.

Álvarez Paredes explicó que está situación se reportaron, en su momento, al contador Mario Sánchez Álvarez, quien se limitaba a afirmar que: “si ya tenían la firma del director general, así se pagaran”.

En el criterio de oportunidad presentado por la ex tesorera enlista a 14 empresas involucradas en este esquema, como Capital Humano y Financiero Ambar, S.A. de C.V.; ATTAR 2715, S.C.; Aura Desarrollo Social, S.A. de C.V.; Servicios Profesionales BAAL. S.C.; Corporativo Facundia, S.A. de C.V.; Hesperia Imagina, S.A de C.V.; entre otras.

Según el testimonio se pagaron a estas empresas un monto aproximado a los 191 millones 768 mil pesos.

Por otra parte, en su criterio de oportunidad, el ex director de administración Briseño González, detalló 51 facturas que amparan el pago de servicios o gastos inexistentes por 180 millones de pesos, en perjuicio de la Cooperativa y sus socios.